Preguntas Frecuentes

¿Tienes dudas acerca de Mediclinics? Echa un vistazo a nuestras preguntas y si necesitas otra información puedes contactar con nosotros.

Porque Mediclinics exporta a muchísimos países donde prácticamente cada uno de ellos tiene su propia normativa en cuanto a cables y enchufes se refiere. Por esta razón, para cada país deberíamos montar el cable exigido por su propia normativa y esto logísticamente sería muy complicado. Desde Medciclinics entendemos que cada cliente ha de instalar el cable que mejor se adapte a la normativa de su país y así seguro que no tendrá problemas. Además, por temas de seguridad, Mediclinics sugiere que la instalación del cable eléctrico sea de forma no vista (cable saliendo directamente de la pared y por la parte trasera del secador de manos) y sin enchufe evitando que los cables se vean y se puedan manipular.

Mediclinics suministra sus secadores de manos SIN cable ni enchufe. No obstante, éstos están preparados para que se pueda realizar la conexión eléctrica a la red de forma fácil y rápida, a través una regleta. Es muy importante tener en cuenta que sólo un técnico cualificado y autorizado puede instalar, ajustar y realizar el mantenimiento de nuestros secadores de manos. Todas las operaciones que se realicen sobre él deben estar siempre de acuerdo con la legislación y la normativa de seguridad, tanto europea como local, que estén en vigor en el momento de realizar la operación.

Verificar que la máquina recibe suministro eléctrico. Para ello compruebe que el interruptor principal de la instalación eléctrica no ha sido desactivado. Compruebe también que el equipo está correctamente enchufado. Asegúrese que la instalación eléctrica tiene la potencia adecuada para soportar la potencia del secador de manos.

Compruebe que no se trata de un fallo en la instalación del secador de manos. Para ello verifique que todas las conexiones de la regleta se han realizado correctamente.

Asegúrese también que el visor del sensor LED está completamente limpio. Ajuste la distancia de detección en la UCE girando el potenciómetro, tal y como se indica en el manual de instalación. Compruebe si la carcasa encaja bien con la base fijada con los tornillos y sin interferir con los detectores. Compruebe el estado del motor de escobillas y asegúrese que funciona correctamente.

Compruebe si ningún objeto externo está bloqueando el rotor. Asegúrese que la placa electrónica del secador de manos está alimentando el motor y ningún componente está dañado.

En caso de no solucionar el problema desconecte la máquina de la red eléctrica y póngase en contacto con el SAT de Mediclinics.

Asegúrese que el visor que protege los LEDs de detección de las manos está limpio y libre de objetos extraños. Asegúrese que la carcasa del equipo está correctamente instalada. Confirmar que el secador de manos está a la altura recomendada. Asegúrese que no hay superficies pulidas bajo el secador de manos que provoquen su encendido automático. Siguiendo el manual de mantenimiento, regular la distancia de detección del secador de manos. En caso de no solucionar el problema desconecte la máquina de la red eléctrica y póngase en contacto con nuestro SAT.
Asegúrese de haber conectado la máquina al voltaje para el que está diseñada. Los secadores de manos M24A, M14A, M19A, M09A y M17A disponen de un interruptor para conectar/desconectar la resistencia calefactora. Comprobar en qué posición está el interruptor y ponerlo en posición “ON” en caso que esté “OFF”. La M02A lleva un sensor de temperatura NTC que regula la temperatura del aire expulsado, en función de la temperatura ambiente. Es posible que note la diferencia de temperatura en función de la regulación del sensor. Siguiendo el manual de mantenimiento, compruebe que las conexiones de la resistencia no están deterioradas. Existe la posibilidad que haya saltado la protección térmica de la resistencia. Dejar reposar la máquina durante unos minutos y si sigue sin calentar el aire póngase en contacto con el SAT para sustituir la resistencia.
El acero inoxidable es una aleación de hierro con un mínimo de un 10% de cromo en su composición. Sus características se obtienen mediante la formación de una película adherente e invisible de óxido de cromo. La aleación 304 es un acero inoxidable austenítico y es el que más se utiliza para aplicaciones industriales, ya que combina unas características mecánicas excelentes con una alta resistencia a la corrosión. Es esencialmente no magnético en estado recocido y sólo puede endurecerse en frío. Su bajo contenido en carbono le otorga una gran resistencia a la corrosión.

Mediclinics pone a su disposición un servicio post-venta que le ayudará a solucionar sus dudas o preguntas más frecuentes. Telf.: + 34 934 516 009 o bien mediante correo electrónico a: export@mediclinics.com.

Intente limpiarlo con una gamuza, paño o esponja suave, humedecida en agua jabonosa. Es muy importante enjuagar y secar la superficie una vez limpiada. En caso de que el producto esté sometido a ambientes hostiles, como los salinos (próximos al mar), humedad intensa, clorados (piscinas), aguas duras, etc. se recomienda, como tratamiento adicional a la limpieza periódica, la aplicación de un producto de droguería que contenga silicona, como “superbrillo oro” de Químicas Oro.

En caso de que la mancha persista, consulte nuestro manual de limpieza del acero y del acero inoxidable PULSANDO AQUÍ.

La resina epoxi es la resina más idónea que se pueda utilizar en cualquier sistema de pintura de alto rendimiento, ya que posee la gran capacidad de transformarse, a partir de un estado líquido, y de forma fácil, en un recubrimiento sólido, resistente y duro. Las resinas epoxi, al ser tan versátiles, se utilizan para múltiples aplicaciones: como recubrimientos protectores, recubrimientos para ambientes marinos, revestimientos para suelos, adhesivos, colas, como compuestos de moldeo, como materiales aislantes, plásticos reforzados y productos textiles.
Los kits de aislamiento Mediclinics son complementos opcionales destinados a evitar la conductividad eléctrica en las barras de apoyo de acero y de acero inoxidable. Para más información consulte nuestro catálogo físico u on-line.
Asegúrese que el jabón es el adecuado. Jabones demasiado líquidos o diluidos con agua pueden provocar el mal funcionamiento de la válvula. Asegúrese que no hay ningún cuerpo extraño que limite o dificulte el recorrido normal de la válvula. Limpie el depósito y la válvula con abundante agua y compruebe que el dosificador funciona con agua, en caso afirmativo vuelva a rellenar el depósito con el jabón adecuado y opere con normalidad, si no es así póngase en contacto con el SAT.
Asegúrese que el nivel de jabón es el adecuado. Asegúrese que el tipo de jabón es el indicado. La mayoría de dosificadores no admiten jabones excesivamente densos o con partículas sólidas. Limpie el depósito y la válvula con abundante agua y compruebe que el dosificador funciona con agua, en caso afirmativo vuelva a rellenar el depósito con el jabón adecuado y opere con normalidad, si no es así póngase en contacto con el SAT.

Menú

Código QR

Ajustes

Haga clic para más productos.
No se encontraron productos.

Compartir